• Bajo la frase “Cuidar no rima con atar” la residencia de mayores Tagore deja constancia, en su acto de acreditación, de cuál es su postura ante el uso de sujeciones.
  • El centro logra la total eliminación del uso de sujeciones tras un año de intenso trabajo multidisciplinar.
  • La eliminación de sujeciones se ha hecho realidad con el apoyo de familiares y de residentes.
  • Formación y motivación: piezas fundamentales del cambio

 

(Vitoria-Gasteiz, 22 de junio de 2018) CEOMA (Confederación Española de Organizaciones de Mayores) ha acreditado como Centro Libre de Sujeciones a la residencia de Mayores Tagore en Vitoria-Gasteiz. Este centro ha eliminado por completo el uso de sujeciones en el cuidado sus mayores.

Al acto de acreditación han asistido Marian Olabarrieta Ibarrondo, Diputada Foral de Servicios Sociales de Álava; José Luis Alonso Quilchano, Director Gerente de I.F.B.S; el Dr.  Antonio Burgueño, Director Técnico del programa ‘Desatar al Anciano y al Enfermo de Alzheimer’; Marije Goikoetxea Iturregui,  Psicóloga  y Doctora en derechos humanos; Olga Díaz de Durana Martinez de Zuazo, Coordinadora de enfermería de personas mayores del I.F.B.S; Gotzon Villaño Murga, Presidente del Colegio Oficial de trabajadores sociales de Alava; Mayte Bilbao Otegui, representante de CEOMA y Presidenta de CONFAV y Blanca Velasco Samitier, Directora de Residencia Tagore.

La acreditación como Centro Libre de Sujeciones a la residencia de mayores Tagore fue entregada por la representante de CEOMA y Presidenta de la Confederación de Federaciones y Asociaciones de Viudas Hispania (CONFAV), Mayte Bilbao Otegui. Quien informó que “no hay personas más vulnerable, desprotegidas e invisibles que los mayores afectados por distintas demencias. Es evidente que existe un uso elevado de sujeciones físicas en las residencias por lo que el principal objetivo, es cambiar la mentalidad de la sociedad de los sanitarios y de las familias y poco a poco vamos lográndolo gracias al esfuerzo de muchos profesionales que trabajan con CEOMA en el programa ‘Desatar al Anciano y al Enfermo de Alzheimer’ de la mano del Director Técnico, el Dr. Antonio Burgueño Torijano. Los mayores dependientes merecen un trato de dignidad al igual que el resto de la sociedad”.

Por su parte Marian Olabarrieta, Diputada foral de Servicios Sociales del T.H.A, durante su intervención ha puesto en valor la apuesta realizada por los centros residenciales  que trabajan en pro de la tolerancia cero a las sujeciones.  “Esta apuesta obtiene hoy su recompensa con la entrega de la acreditación por parte de CEOMA a la residencia Tagore”. También, ha destacado en sus palabras que “es la primera residencia privada que obtiene esta acreditación en la Comunidad Autónoma Vasca”.

La acreditación externa realizada por CEOMA es un Valor diferencial clave dentro del proyecto de esta residencia que lleva tiempo trabajando para la implantación de un modelo sin sujeciones.

En palabras de. Dr. Antonio Burgueño, “el programa ‘Desatar’ avanza, y lo hace a través de la continua incorporación de nuevos centros libres de sujeciones a la lista, y a través del esfuerzo que hacen las organizaciones y sus profesionales por lograr ese estándar de calidad. Ya son más de 80 centros totalmente libres del uso de sujeciones en España que se han sometido a nuestro examen escrupuloso, y que nos muestran las mejoras asistenciales que se han producido en ellos. Enhorabuena a los profesionales de la Residencia de Mayores Tagore, cuyo esfuerzo ha sido notable, y que siguen trabajando para mejorar cada día, tanto en aspectos ambientales como organizativos. Junto con la residencia pública de Oion, Tagore supone la avanzadilla en este modelo de cuidados en tierras Alavesas, con lo que se espera que cunda el ejemplo, y se vayan sumando más”.

De igual modo, José Luís Alonso Quilchano, Director del Instituto Foral de Bienestar Social ha querido manifestar su satisfacción por el compromiso de la residencia con las personas mayores y ha agradecido la apuesta por la huida de la “aparente” tranquilidad que dan las sujeciones. Del mismo modo, también  ha agradecido el apoyo y el compromiso de las familias en esta nueva etapa.

Según Alonso Quilchano, quitar sujeciones provocará en las personas mayores “que sus miradas cambien, que sus sonrisas renazcan y que sus rostros se muestren más tranquilos y serenos”.

A su vez, Olga Díaz de Durana coordinadora de enfermería del Instituto Foral de Bienestar Social de Alava ha afirmado que “un centro libre de sujeciones significa proporcionar el cuidado profesional a las personas que viven en él sin utilizar sujeciones, ofreciendo una seguridad razonable mediante alternativas que mejoren su calidad de vida y su bienestar, procurando un trato digno y el respeto al derecho de autonomía de cada persona”.

Un Centro Libre de Sujeciones es una realidad en la que todos ganan, ganan las personas objeto de atención -que ganan dignidad y calidad de vida- ganan los profesionales del centro -que desarrollan conocimientos y experiencia a través del esfuerzo que significa tener que abordar los problemas sin recurrir a la facilidad de aplicar una sujeción- y gana el centro en su conjunto, en la medida que se realizan ajustes organizativos y adecuaciones que son necesarias para que ese escenario libre de sujeciones sea una realidad consistente.

la Dr.ª En derechos humanos Marije Goikoetxea ha enfatizado en el hecho de que “considerar a las personas como valiosas y dignas exige decidir y hacer lo que es mejor para su bienestar, aunque esto suponga cambiar modos de atención, de organización, de pensar incluso. Eliminar sujeciones es una consecuencia de ese cambio, un cambio que es a la vez un cambio de MIRADA: de ver “una carga” a descubrir y reconocer a una PERSONA CON  UN NOMBRE, UNA HISTORIA Y UNA IDENTIDAD”.

Siguiendo la estela de Marije Goikoetxea, la directora de la residencia acreditada, Blanca Velasco, ha destacado los cambios en los modos de atención que ha conllevado el proceso de supresión de sujeciones haciendo especial hincapié en el cambio organizacional que ha supuesto. Por otro lado también ha querido destacar la importancia de la implicación y dedicación de la totalidad del equipo. “El cambio de cuidado no hubiera sido posible sin su cambio de mirada”. Además de ilustrar su intervención con distintas opiniones de residentes acerca del tema, la directora ha dado la palabra a varias personas que han querido manifestar su sentir tras haber retirado las  sujeciones a sus familiares.

“Quitarle el cinto a mi madre ha sido muy satisfactorio, me hace sentir más libre, incluso a mí” Ha sido uno de los comentarios más destacados.

Tagore

La residencia de mayores Tagore lleva nueve años de trayectoria y a día de hoy cuenta con una imagen seria y consolidada dentro de la capital alavesa. Su objetivo principal es que sus 48 residentes sean cuidados desde la atención individualizada, la dedicación, el respeto y el plan individualizado de acción de cada residente.

Programa ‘Desatar al Anciano y al Enfermo de Alzheimer’

CEOMA fue galardonada con el Premio Internacional “Príncipe de Viana de Atención a la Dependencia” 2010, con el Accésit de Excelencia en la Dependencia por la Fundación Caser en 2014 y con el Premio Amor por la Experiencia por la Revista “Dinero y Salud” en el 2015. El fin de ‘Desatar’ es apoyar  a todos los centros que lo soliciten y que quieran trabajar para erradicar el uso de sujeciones o lograr acreditarse como “CENTRO LIBRE DE SUJECIONES”.