La residencia para personas mayores Sanitas Residencial El Palmeral  ha eliminado el uso de sujeciones en el cuidado de sus mayores. Así se convierte en unas de las residencias pioneras en Canarias en implantar este nuevo modelo de atención que ha logrado la certificación de centro ‘libre de sujeciones’ otorgada por la Confederación Española de Organizaciones de Mayores, CEOMA.

El acto de entrega, celebrado en el propio centro, ha contado con la asistencia de Carmen García Revilla, presidenta de CEOMA, quien he hecho entrega de la acreditación como centro  ‘libre de sujeciones’ y  Pablo Rincón Galán, director de Sanitas Residencial El Palmeral.

La presidenta de CEOMA, Carmen García Revilla ha expresado “un gran agradecimiento a Sanitas y en especial a Pedro Cano por su empeño en sacar adelante este proyecto que tanto bien aporte a la sociedad, ya que con esta nueva acreditación son 38 sus centros acreditados.  Si bien, es verdad que la consecución de los objetivos que se pretenden conseguir con la acreditación del programa ‘Desatar al Anciano y al Enfermo de Alzheimer’ se logran con la implicación de los profesionales que trabajan directamente en la atención a estas personas con dependencia. También no es menos cierto que, debe haber un compromiso empresarial para la implantación de nuevos proyectos que buscan la amigabilidad o excelencia de trato que debe ser el pilar sobre el que basar la calidad de los Servicios Asistenciales”.

Pablo Rincón Galán, ha agradecido a CEOMA “ser un aliado extraordinario en este proceso, por su conocimiento, experiencia y cercanía. En cuanto “a los profesionales y a las familias, su implicación ha sido clave en este logro. Hemos adoptado medidas individualizadas para cada persona, con el esfuerzo que supone. Pero es indudable que, el elevado beneficio, merece la pena”.

El 99% de los residentes de Sanitas Mayores son cuidados sin sujeciones

Hasta hace poco, el uso de sujeciones, tanto físicas como farmacológicas, ha estado normalizado en la atención de determinadas patologías, en especial para evitar el riesgo de caídas. Sin embargo, se ha demostrado que son mayores los perjuicios que los beneficios que se desprenden de su uso. Eliminar las sujeciones no incrementa el riesgo de lesiones por caídas y, sin embargo, mejora la situación médica y psicológica, esta es la principal conclusión que se extrae de la investigación  “Reducción de Sujeciones Físicas en Residencias” realizada por la Fundación Maria Wolff y Sanitas Mayores entre 7.657 mayores de sus residencias.

“Se da un ligero incremento no significativo de las caídas tras eliminar las sujeciones, pero las caídas con consecuenciasdisminuyen. Los beneficios, sin embargo, son múltiples. Se da una menor incidencia de osteoporosis y un mejor mantenimiento de la masa muscular. Además, los residentes manifiestan menos dolores y molestias y están más contentos y tranquilos, lo que supone una mejora en el ambiente general de los centros”, comentael doctor David Curto, jefe de Gestión Asistencial de Sanitas Mayores.

Sanitas Residencial El Palmeral se suma ahora al proyecto de la compañía que ha logrado certificar el 86% de sus centros como “libre de sujeciones”. A finales de año, este porcentaje será del 89%, con nuevas acreditaciones. En la actualidad, nueve de cada diez residentes de Sanitas Mayores es cuidado sin ninguna sujeción. La media española sitúa el uso de sujeciones en torno al 12%, según la Asociación de Empresas de Servicios para la Dependencia (AESTE), que engloba a los principales operadores del sector residencial.

Más de 60.000 horas de formación, la clave del cuidado sin sujeciones

Pedro Cano Desandes, director de Innovación Médica de Sanitas Mayores, enfatiza el papel de la formación en el proceso de acreditación de los centros. “Nos hemos volcado en el proyecto con la convicción de que eliminar los métodos de sujeción es la única vía de ofrecer la mejor atención posible. Para ello hemos hecho un gran esfuerzo en la formación de nuestros profesionales y en el seguimiento personalizado de cada residente”.  Para conseguir los objetivos, se han impartido más de 60.000 horas de formación en este campo a 7.395 profesionales.